Entrenamiento de voleibol para principiantes

El voleibol o volleyball es un deporte que requiere de un conocimiento de las normas, la táctica y las técnicas de juego por parte de los jugadores. Pero además, es necesario un entrenamiento físico constante con el que perfeccionar saques, pases, recepciones y remates.
Además, es un deporte que requiere equilibrio, agilidad, velocidad y rápidos reflejos por lo que al empezar en este deporte es importante centrarse en desarrollar las habilidades una a una para poder aplicarlas luego al juego en equipo, centrándose en el ejercicio más básico como es el pase.
Una sesión de entrenamiento de voleibol completa tiene que incluir los siguientes ejercicios:
Trabajar la precisión de los golpes ayuda a tener un mayor control sobre la pelota y mejorar en habilidades más avanzadas tanto a nivel defensivo como ofensivo. Un buen entrenamiento individual para mejorar esta técnica, es con la pelota en las manos y las piernas medio dobladas hacerse pases/toques a uno mismo a la vez que te mueves de un lado a otro y de adelante hacia atrás. Si quieres entrenar pases en equipo, utiliza tres jugadores; un jugador debe pasar la pelota a otro y un tercero pasarla por encima de la red. Para entrenar la concentración en los pases, puedes poner un jugador extra que actúe de distractor ayudando así a que los jugadores mantengan la concentración durante el juego.

Cuando el balón pasa la red, normalmente los jugadores tienen que moverse hacia la pelota para que no caiga al suelo entre los jugadores. Esto se llama zambullida y hay que entrenar para que no pase que el balón caiga sin que ningún jugador vaya a por él. Un buen ejercicio para trabajar el movimiento hacia la pelota, puede ser con los jugadores alineados en fila ves lanzando pelotas a los jugadores desde una distancia de 3 a 5 metros de forma que tengan que moverse hacia los lados o hacia atrás y devolver la pelota rápidamente. Hay que tirar rápido el balón de voleibol al siguiente jugador para que tengan que reaccionar y actuar con rapidez y ganar agilidad y velocidad de respuesta.

Para trabajar la precisión y rapidez de los pases , un buen entrenamiento es el entrenamiento en círculos. Coloca a los jugadores en grupos de 5 a 10 jugadores en círculos con uno de ellos en el centro con una pelota de voleibol. El jugador del centro tiene que lanzar la pelota a un jugador y que éste se la devuelva lo más rápido posible para que la vuelva a lanzar a otro jugador aleatoriamente.
Con un entrenamiento específico de las distintas técnicas en voleibol, se puede conseguir mejorar las habilidades de forma individual para luego aplicarlas en un juego en equipo y mejorar como jugador de voleibol.